14 abril, 2015

La verdadera belleza es la salud.

La verdadera belleza es la salud.
Todos queremos estar atractivos para los demás y especialmente para aquellos con quien nos gustaría tener una relación. Pero muchas veces nos equivocamos en la manera. Somos mas interesantes para quien encuentra en nosotros cosas buenas. Una sonrisa nos satisface y una mirada demasiado seria nos hecha para atrás. Se puede decir que el estrés del mundo actual ha desplazado a la inteligencia como principal virtud. Ahora buscamos mas, gente alegre, serena y con las cosas claras. La salud es lo primero.
Afortunadamente, también se ha ido diluyendo la fiebre enfermiza, de la belleza de quirófano y la cultura dañina de la perfección a toda costa.
Sabemos de los problemas que puede causar por ejemplo la cirugía estética de los pechos y lo que es mejor, sabemos que con ejercicio y una dieta saludable podemos tener unos pechos bonitos y más sanos.
En SaludYa hablo de la medicina, poco intrusiva, como la mejor solución en la mayoría de los casos. Por ejemplo en lo que se refiere a la estética, es mejor tener una boca sana, limpia y fuerte, que sonría de manera natural que muchas veces arriesgarse a llenar nuestra boca de implantes que en un porcentaje elevado de casos dan muchos problemas y enfermedades. Habrá que valorar cada caso.
La delgadez extrema como sinónimo de belleza es otro error. Si vemos casos de personas que se han mantenido atractivas muchos años, son casos en los que juegan una papel importante el ejercicio y la nutrición. No las dietas.
Soy un gran enamorado de los pies y la verdad es que la mayoría de la gente no los cuida. Eligen su calzado en función de la estética y no de la idoneidad de su uso para los pies, la espalda y las rodillas.
El ser humano como cualquier objeto evolutivo busca factores que determinen su supervivencia en el entorno. Estudios recientes demuestran que cuando sentimos atracción por alguien, lo hacemos mas por su salud que por la belleza reducida a la estética.

Salud Ya

mas

mas